Artículos

Distribuidores Especificadores Instaladores Minería

Cables libres de halógeno: Máxima seguridad frente a incendios

Cables libres de halógeno: Máxima seguridad frente a incendios

Desde mayo de 2012, el uso de conductores libres de halógenos es obligatorio para lugares de alta concentración de público, como hospitales, centros comerciales, universidades, entre otros. En este artículo, revisamos qué son los cables libres de halógeno, sus beneficios y aplicaciones.

Los halógenos (Flúor, Cloro, Bromo, Yodo y Astato), se usan frecuentemente para mejorar las características físicas de diversos componentes industriales, como por ejemplo, el PVC (policloruro de vinilo), empleado en los recubrimientos de cables eléctricos. Sin embargo, estos elementos químicos pueden ser altamente peligrosos. Por ejemplo, al incendiarse, los conductores con compuestos halogenados producen gases de gran toxicidad.

¿Qué hay detrás de un incendio?

Los daños causados por la toxicidad, corrosividad y opacidad de los gases en la combustión de algunos materiales, pueden ser mayores que el provocado por llamas. De hecho, el 98% de las causas de muerte durante un incendio son provocadas por asfixia y la inhalación de gases tóxicos. Según Bomberos, más del 50% de las principales causas de incendios son originadas por problemas en los sistemas eléctricos.

Los cables son un elemento sumamente crítico en la propagación del fuego y la emisión de humo:
– Cruzan edificaciones de una zona a otra
– Los compuestos de los cables son combustibles y generan inflamables.
– La integridad del sistema eléctrico puede provocar cortocircuito.

Además si el sistema eléctrico se daña, se corren riesgos con:
– Luces de emergencia y señalización.
– Alarmas de incendios.
– Rociadores automáticos de agua.

Para evitar la ocurrencia de estos daños y minimizar los efectos adversos de un incendio, existen tecnologías aplicadas a los cables. En la figura 1, se pueden observar las principales características por cada tipo de cable.

PIRAMIDE

 

Por esa razón, la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC) publicó en mayo de 2012 el oficio N° 4979 que obliga el uso de cables EVA indicados en la tabla 8.6A de la norma NCH 4/2003, con carácter de obligatorio para recintos considerados en el punto 4.1.24 de la indicada norma como “local de reunión de personas” (que se define como “todo sitio cerrado en que esté presente un número superior a veinticinco personas por lapsos de tiempo superiores a quince minutos”). De igual manera, la canalización que se emplee para el citado conductor, deberá cumplir con las características señaladas en el punto 8.2.8.2 de la referida norma. De lo contrario, deberá emplear tuberías metálicas galvanizadas.

Cómo identificar un cable libre de halógenos

La denominación de los cables libres de halógenos incluye una “Z”, mientras los que poseen PVC se marcan con una “V”. De este modo, el revestimiento de un cable RV1-K es de PVC y el de un cable denominado “RZ1-K” es libre de halógenos.

Cabe destacar que esta denominación solo se aplica a los conductores eléctricos de más reciente incorporación al listado de certificables por la SEC (los conductores eléctricos ya existentes en la mencionada lista tienen denominaciones diferentes, como por ejemplo, THHN). Además, pueden existir otros productos libres de halógeno, que no han sido incluidos en la lista de certificables, para los que se usen una nomenclatura diferente.

El hecho de que un cable sea “libre de halógeno” va más mucho más de esta característica en su construcción. Es así como en caso de incendio, sobresalen las ventajas de su utilización, que incluyen los siguientes beneficios:

– No propagan el fuego.
– Son retardantes a la llama.
– La emisión de gases tóxicos y halógenos es reducida.
– Emanan humos no opacos.
– Emiten gases menos tóxicos.

Considerando que el altísimo porcentaje de las causas de muerte provocadas por asfixia e inhalación de gases tóxicos en un incendio, al usar cables libres de halógeno, se amplía el tiempo disponible para evacuar un edificio, reducen los riesgos por inhalación de gases, limitan el efecto corrosivo del humo en los equipos y circuitos electrónicos, y facilitan la visibilidad de acceso a los focos de incendio a los bomberos.

Los cables FREETOX® y FREETOX-FLEX® de NEXANS cuentan con los certificados de producto emitidos por INGCER y aprobados por la SEC cumpliendo con el tipo de producto RZ1, RZ1-K y H07Z1-K, respectivamente y pueden ser utilizados en las mismas condiciones de instalación definidas para los cables tipo EVA de acuerdo a la NCh Elec. 4/2003.

 

Prove yourself http://essaysheaven.com great employee by completion of 500-052 cisco specialist in an unpredictable economy, companies always are searching for ways to reduce expenses

.